Cuatro de julio: Insobornables, valientes y constantes

Cuando ingresé al ELN hace ya bastantes años dejé atrás mi familia para vincularme a una nueva. Claro que eso yo no lo sabía. En ese entonces solo sabía que en mi vereda lo único que había era guerrilla, que mi familia siempre les había colaborado porque en pleno siglo XXI parece que a los únicos que les importaba que no hubiera ni escuela ni hospital ni carretera, era a ellos, o ahora puedo decir, a nosotros. Leer más.. →